Ley de memoria democrática o Ley de Nietos

Durante su transición a la democracia tras la muerte del dictador Franco, España optó por apartar la mirada de su historia con el pacto del olvido. Esta elección de seguir adelante sin desentrañar la violencia de la Guerra Civil y la represión de la oposición bajo Franco comenzó como un acuerdo informal entre las élites que negociaban la transición, así como entre la gente de España (aunque no todos estaban de acuerdo con este camino a seguir, había suficiente consenso para que fuera el camino elegido).

Podría decirse que todo este criterio estuvo influenciado por décadas de propaganda franquista que insistía en que ambos bandos eran igualmente culpables de la violencia de la Guerra Civil.

Tomando como base una reivindicación social y justicia con esos expatriados, la nueva Ley de Memoria Democrática va más allá que su predecesora de 2007 y cumple con muchas de las recomendaciones de las Naciones Unidas, por ello, en esta ocasión te presentamos la información más importante en cuanto se refiere a la ley de memoria democrática en España.

¿Qué es la ley de memoria democrática en España?

Para definir la ley de la Memoria Democrática podemos decir, que se trata de una normativa que tiene como principal objetivo reconocer a todas aquellas personas que sufrieron persecución e incluso violencia desde el inicio de la Guerra Civil Española hasta la aprobación de la Constitución de 1978.

De una manera más concreta, hay que decir que, con la aplicación de esta normativa, se busca hacer justicia para todos aquellos que sufrieron por motivos políticos, ideológicos, de conciencia, de orientación e identidad sexual, y que en muchos casos perdieron la nacionalidad española.

Así pues, con el objetivo de fomentar la solidaridad entre estas generaciones, esta nueva ley recientemente aprobada pretende, entre otras cosas, garantizar la nacionalidad española a los descendientes de estas personas.

¿Quiénes pueden beneficiarse de la ley de memoria democrática en España?

Partamos por decir que la Ley de Memoria Democrática habilita la adquisición de la nacionalidad española a los descendientes de ciudadanos españoles que la hayan perdido.

Sin embargo, esta información hay que tomarla con pinzas. Ya que no todos los descendientes podrán beneficiarse de esta ley, tal como es el caso de los bisnietos.

Entonces, como explicamos previamente, los supuestos que pueden acogerse a la Ley de Memoria Democrática para obtener la nacionalidad española por opción son los siguientes 3:

  1. Aquellos nacidos fuera de España de madre, padre, abuelo o abuela (hijos o nietos) que fueran originalmente españoles, y que, por razones de exilio político, ideológico u orientación sexual, hubieran renunciado a la nacionalidad española
  2. Todos los hijos e hijas nacidos fuera de España de mujeres españolas que perdieron la nacionalidad por contraer matrimonio con ciudadano extranjero antes de la entrada en vigor de la Constitución de 1978; un caso que no estaba incluido en la Ley de Memoria Histórica
  3. Todos los hijos o hijas mayores de edad de aquellos españoles cuya nacionalidad de origen estuviera reconocida en virtud de la Ley de Memoria Democrática o de la Ley de Memoria Histórica.

Cabe decir que, al momento de presentar tu solicitud, puedas acreditar correctamente que perteneces a uno de esos tres grupos.

Entonces ¿Dónde puedo solicitar mi nacionalidad por la ley de memoria democrática española?

Como ya sabrás, existen diferentes formas de obtener la nacionalidad española , cada una con su trámite particular y esto es algo que no cambia cuando hablamos de la nacionalidad a través de la ley de memoria democrática, ya que en caso de que quieras obtener tu nacionalidad por esta modalidad, deberás realizar el debido proceso administrativo por ante el registro civil más cercano a tu residencia, bien sea un registro civil ubicado en el territorio español o bien en el Registro Civil consular del país de origen, bien en uno español si el extranjero se encuentra en España.

La Ley de Nietos para descendientes de emigrantes españoles visto políticamente

Por último, hay que decir, que la Ley no está exenta de controversias u obstáculos, y su aprobación e implementación están lejos de estar garantizadas. ¿Y que opinan los partidos políticos?

Políticamente Aunque la ley cuenta con el apoyo de la izquierda, la derecha la crítica en gran medida. Tanto el Partido Popular como Vox han manifestado su oposición a la Ley, y serán sus principales oponentes durante el próximo trámite parlamentario.

Así pues y desde la propuesta original de esta ley que proclamaba a todas voces que prohibiría la exaltación del franquismo ha resultado especialmente controvertida. Como lo demostraron las protestas, las contra protestas y el debate cuando se exhumó a Francisco Franco en 2019, los años de Franco y cómo se debe manejar su legado siguen siendo profundamente discutidos en toda España como el pacto del olvido.se ha desvanecido en las últimas décadas.

Eso sí, ya ésta norma es una realidad, que entrará en vigencia dentro de poco tiempo y permitirá de una u otra forma el acceso a la correspondiente nacionalidad por parte de cualquiera que cumpla con los requisitos establecidos por el estado, dando un vuelco a la realidad de esta nación.

 

Contenido